Monólogos Imaginativos de Preparación a la Meditación

Curso XX - Enseñanza 16: Monólogos Imaginativos de Preparación a la Meditación

Primer Monólogo: Soledad e Introspección. Un diario de guerra en una ciudad moderna. Bombas sobre “X”, tantos muertos, miles de heridos. Un café tomado apresuradamente; frivolidad inconsciente de la población movediza que pasa corriendo bajo el látigo del apresuramiento. Desolación que sienten los pocos que ven la realidad de esta hora de muerte que envuelve al mundo bajo las garras del monstruo destructor. Deseos de soledad. Estamos enfermos de soledad y no lo sabemos.

Curso XXI - Enseñanza 16: Monólogos Imaginativos de Preparación a la Meditación

Primer Monólogo: Soledad e Introspección. No se es absoluto; no se es autónomo en el mundo individual. Aunque se viviera solo en una isla perdida en el océano, no sería autónomo; porque se es el resultado lógico de un encadenamiento de vidas y muertes que escapan a la propia voluntad. Se está determinado por la sociedad, la presente y la pasada. Se piensa en el círculo de ideas que es común a toda la Humanidad, se poseen los ideales de la época.

Curso XXII - Enseñanza 16: Monólogos Imaginativos de Preparación a la Meditación

En el modo de vivir de los hombres de hoy todo está preparado para vivir exteriorizándose, derrochando energías. La inmensa mayoría de los hombres no tienen ni siguen ninguna norma de vida, sino que improvisan los actos de su existir acuciados compulsivamente por la necesidad de satisfacer los deseos que los angustian. La propaganda en gran escala realizada bajo el lema “hay que crear más deseos”, los espectáculos públicos, las diversiones colectivas, nacieron para recoger el excedente de energía que el individuo no sabe utilizar para fines superiores y trascendentes y con el correr del tiempo se han hecho monstruosas aberraciones de la vida social y de simples efectos de la pobreza de vida interior de los seres han llegado a convertirse en una necesidad absorbente, cuya falta de satisfacción torna a los hombres en frustrados y neuróticos.