Los Misterios Divinos

Curso XXXI - Enseñanza 5: Los Misterios Divinos

La razón natural, por sí, poco puede investigar sobre los Misterios Divinos. El hombre tiene de Dios un conocimiento nominal, pero su razón, a través del deseo constante y ardiente de investigar sobre la naturaleza de Dios, puede tener, dentro de su campo magnético mental, un conocimiento confuso. Nunca podrá la mente abarcar la totalidad del conocimiento divino y, aún cuando la mente llegue a una perfección extraordinaria, semejante a la de un ángel, tendrá un conocimiento de Dios infinitamente superior, pero no tendrá el conocimiento total.